EL PODER SILENCIA al disidente, no con violencia sino CON TERROR PSICOLÓGICO, dice Fernando Paz

Asegura que es más dañino para la libertad de expresión una sanción económica que la cárcel.